google.com, pub-1060934438379655, DIRECT, f08c47fec0942fa0

ANUNCIOS

Lola García reclama “definir con claridad desde el ámbito estatal” el modelo que se pretende para Educación Infantil de 0 a 3 años




La diputada del Grupo Nacionalista Canario por Fuerteventura, Lola García, insistió hoy en la necesidad de ordenar la etapa de 0 a 3 años en el entorno educativo, aunque recordó que “en ninguna de la decena de leyes y reglamentos educativos que hemos tenido en España en las últimas décadas” se ha ordenado esta situación.

Recalcó que incluso en el proyecto de Presupuestos Generales que defendía tanto el PSOE como Podemos “se incluía la financiación de Educación Infantil de 0 a 3 años, no dentro del capítulo educativo, sino de servicios sociales… y asignando además el gasto previsto a los ayuntamientos, no a las comunidades autónomas, que son las competentes en materia educativa”.

Lola García intervino ayer en el marco de la Subcomisión sobre la situación de la infancia en Canarias, durante la comparecencia del presidente del Consejo Escolar de Canarias,  Ramón Aciego de Mendoza.

Reconoció que la extensión de la Educación de 0 a 3 años no es un capricho local, “sino una necesidad de la sociedad contemporánea”. Para ello, “necesitamos espacios suficientemente habilitados porque en la mayoría de los recintos educativos de Canarias ni si quiera existe superficie libre suficiente para poder construir nuevas infraestructuras para este fin”.

Relacionó todo ello con el Pacto Canario por la Infancia y la denominada ‘Estrategia canaria de Infancia, Adolescencia y Familia 2019-2023”.

Advirtió, en definitiva, que convivimos con una población muy joven, muy diversa y que en muchos casos carece de familiares de apoyo cercanos. “Necesitamos respuestas incluso desde el plano laboral hacia realidades como  las de las familias de los denominados ‘niños de la llave’. Es decir, muchos niños y niñas con padres trabajando en jornadas interminables, que desde las 7.00 de la mañana están en la acogida temprana del colegio, y a las 17.00 vienen llegando a casa, porque ya se ha terminado el comedor y las actividades extraescolares… No tienen cerca familiares de apoyo con los que quedarse, y lo que es peor, no tienen ni tiempo que compartir con sus padres”, subrayó.
Por eso, en este tipo de estrategias tienen que tener cabida también más medidas de conciliación familiar y laboral, “reducción de horarios, apoyo a las familias que, al fin y al cabo, significará apoyo al desarrollo de los jóvenes”, concluyó Lola García.

Publicar un comentario

0 Comentarios