Fuerteventura: Museos de la Sal, Queso Majorero y los Molinos superan los 100.000 visitantes en el primer año de su externalización



Los tres museos dependientes del Cabildo de Fuerteventura que han sido externalizados han recibido más de 100.000 visitantes en los primeros doce meses desde su reapertura, lo que supone un incremento de más de 60.000 visitantes con respecto a años anteriores. Se trata del Museo de la Sal, el Museo del Queso Majorero y el Centro de los Molinos de Tiscamanita, tres de los espacios museísticos más importantes de la Isla.
El Museo del Queso Majorero, situado en Antigua, fue el centro más visitado, recibiendo un total de 50.773 visitas. Le siguen el Museo de Las Salinas del Carmen, con 31,385 visitas, y el Centro de los Molinos de Tiscamanita, con 22.405 visitantes.
En lo referente al volumen de ingresos, los tres museos en conjunto generaron más de 580.000 euros en venta de entradas, tienda y otros productos. A pesar de que el centro de Antigua fue el más frecuentado, es el Museo de La Sal, en Las Salinas del Carmen, el que mayor volumen de ingresos registró, con más de 280.000 euros.
Para el presidente del Cabildo, Marcial Morales, “el resultado ha sido muy positivo, ya que se ha mejorado la oferta museística de la Isla, así como el propio contenido de los museos, el formato de las tiendas y los servicios de restauración”.
Por su parte, el consejero de Red de Centros y Museos, José Juan Herrera, destaca igualmente “el buen balance de este primer año, habiéndose prácticamente triplicado tanto el número de visitantes como los ingresos generados en los museos”.
Los museos han visto renovados sus inmuebles y servicios, con una serie de mejoras que han repercutido en este aumento de afluencia de visitantes, proporcionando al usuario una mejor experiencia en su recorrido. De este modo, el Centro de los Molinos de Tiscamanita se ha visto reforzado con un servicio de alimentación y bebidas, así como un espacio de venta de artesanía, souvenirs y artículos gastronómicos.
Por su parte, el Museo de la Sal ha visto ampliadas sus instalaciones y servicios comerciales, además de su servicio de restauración, que se prevé que entre en funcionamiento este mismo mes de enero.
El Museo de la Sal cuenta además con una renovada zona comercial integrada, con un mayor número de expositores y una nueva distribución.

Por su parte, en el Museo del Queso Majorero, situado en Antigua, se ha rehabilitado el restaurante de alta capacidad, destinado a grandes eventos, y mejorado las instalaciones y servicios comerciales.

Comentarios

.