Defensa de Fuerteventura Aridane Hernández casi disputa un nuevo ‘play-off’ a Primera




"BALON DEL CAMPEONATO" by Agencia de Noticias ANDES (CC BY-SA 2.0)

Ocurrió en la temporada 2016/2017 y pudo pasar de nuevo en la 2017/2018. Si en la pasada jugó la postemporada con el Cádiz, ahora Aridane Hernández aspira a disputar por esta vía el ascenso a Primera División con el Osasuna. 

Nombrado como el defensa revelación de la Liga 1/2/3 la pasada campaña, el zaguero de Tuineje (Fuerteventura) cambió la camiseta del Cádiz por la del Osasuna para convertirse en uno de los referentes en el retorno a la Segunda División del equipo rojillo.

 Clave en el sistema de Diego Martínez, el majorero ha participado en 29 de las 41 jornadas disputadas, volviendo a la convocatoria la pasada semana tras perderse el anterior compromiso contra el Numancia por acumulación de tarjetas. No tuvo oportunidad de participar en la victoria frente al Lorca que permite a los navarros depender de sí mismos en su último partido ante el Real Valladolid, el mismo en el que peleará por un puesto en el once con Unai García para acompañar en el eje de la zaga a Miguel Flaño. 

Su juego aéreo y potencia física pueden ayudar a Osasuna a sacar adelante un encuentro clave en sus aspiraciones de regresar a la máxima categoría solo un año después de perder una plaza en la mejor liga del mundo. Osasuna sabe que ganando estará en el play-off e incluso el reparto de puntos le valdría en varios casos: de empatar a puntos solo con el Valladolid, de firmar los mismos puntos que Valladolid y Cádiz, de igualar en el marcador con Valladolid y Numancia, de haber un cuádruple empate con Cádiz, Numancia y Valladolid o un quíntuple empate con Valladolid, Oviedo, Cádiz y Numancia. En otras palabras, su se quedaría fuera del play-off con un reparto de acabar a la misma altura que Numancia, Valladolid y Oviedo, por lo que las apuestas online sitúan al Osasuna como claro candidato a acompañar a Primer al Huesca y al Rayo Vallecano, equipos que han ascendido directamente. 

Breve paso por el Real Madrid

Lo cierto es que a Aridane se le puede considerar todo un talismán para los conjuntos con este objetivo entre ceja y ceja porque ya subió de Tercera División a Segunda B con la camiseta del C.D. Eldense y de Segunda B a Segunda con el Cádiz. No obstante, le ha costado más de lo esperado hacerse un hueco en el fútbol profesional porque en edad cadete ya apuntaba maneras. 

De hecho, fue reclutado por los ojeadores del Real Madrid en el Campeonato de España para cederlo casi de manera automática al Real Valladolid antes de tener la oportunidad de vestir la elástica blanca en juveniles para después emprender un largo peregrinaje por la parte oscura del fútbol hasta hacerse un nombre en la élite.

Aridane es un central a día de hoy, pero no siempre lo fue. En sus inicios, actuaba delantero y poco a poco fue retrasando su posición en el campo hasta encontrar su sitio natural en la defensa, donde mejor rendimiento saca a sus cualidades como está demostrando en las filas del Osasuna. 

Comentarios

.