Conoce cómo tratar la osteoporosis gracias a HHP



El paso del tiempo es un hecho para todas las personas. Nadie se libra de él ni de las consecuencias que ello conlleva. A medida que se aumentan los años, el cuerpo experimenta diversos cambios tanto a nivel interno como externo, que conviene tener en cuenta y conocer. Debido a ellos, pueden surgir algunas enfermedades de tipología esquelética que nos impiden llevar un ritmo de vida normal. Una de las más comunes es la osteoporosis, que suelen padecer bastantes personas, pero ¿qué es?

Descubre qué es la osteoporosis

Se trata de una enfermedad esquelética. A causa de ella, se reduce la densidad del tejido óseo, donde los huesos se tornan más permeables y se incrementan tanto la dimensión como la cantidad de cavidades del interior. Así, los huesos se vuelven más vulnerables, rompiéndose de forma más habitual. Esta enfermedad, es conocida también porque no presenta síntomas en un primer momento. Se convierte en una de las más discretas, puesto que hasta que la pérdida es considerable y surgen fisuras, no se dan cuenta quienes la padecen. Entre estas fisuras, destacan las de de la zona de la cadera, puesto que necesitan operación y que los pacientes que la padecen, permanezcan un determinado tiempo ingresados en el hospital. Este hecho, implica una reducción del nivel de vida durante un período, ya que el dolor que padecen las personas puede ser realmente molesto.

Las estadísticas hablan por sí solas

Según los estudios, en España la osteoporosis afecta a 3 millones de personas. Asimismo, es culpable de que anualmente, existan más de 9 millones de fisuras en los huesos. El sector femenino es el que más sufre esta desagradable enfermedad, debido en parte a la menopausia, aunque no es el único, puesto que los hombres e incluso menores, pueden padecerla. Una vez han cumplido los 50 años, son más vulnerables a la hora de contraerla. Una de cada tres mujeres y uno de cada cinco hombres tendrán una lesión de este tipo, especialmente en la zona de las vértebras y muñecas.
Con estas estadísticas, se postula como una de las enfermedades más destacadas en nuestro país, por encima de otras más graves como las cardiopatías o cáncer de mama. El tratamiento de dicha enfermedad, provoca un elevado precio a nivel social y económico. En España, siguiendo con los estudios derivados del año 2015, las fisuras provocadas por la osteoporosis conllevan un coste de 2.900 millones de euros y si nos trasladamos a la Unión Europea, la cantidad supera los 32.000 millones de euros. Estos datos, fueron presentados ese año por el Doctor Manuel Díaz Curiel, quien es presidente de la Fundación Hispana de Osteoporosis y Enfermedades Metabólicas Óseas (FHOEMO).

Tratamientos eficaces

A pesar de ser una enfermedad que no presenta síntomas en un primer momento, gracias a las últimas tecnologías sanitarias, se puede realizar un diagnóstico útil. Así, se podrá tratar la enfermedad o bien, evitar que surja la reducción de tejido óseo.
Para el diagnóstico, el doctor especialista consultará el historial clínico de la persona que pueda ser afectada por ella, junto a un estudio físico poniendo hincapié en su movilidad. A continuación, se efectuará la medición de la densidad ósea, donde se definirá cuál es el valor T, que aporta información relativa al peligro que puede haber a la hora de padecer fisuras óseas. Si el valor es muy superior, será menos probable de sufrirlo. En situaciones extremas y poco usuales, se realizará una biopsia en la médula con el objetivo de descartar otras patologías diferentes a la osteoporosis.
Sin embargo, el paciente también puede prevenir la aparición de esta enfermedad. La alimentación es clave para ello, por lo que deberá incluir una dieta con altas dosis de calcio y vitamina D. El primero es muy importante para mantener la estructura ósea y la segunda, es útil porque se acumula en los huesos. De esta forma, se deben consumir productos lácteos, brócoli, legumbres o granos enteros. Otra de las medidas es practicar deporte de forma regular, puesto que se originan células óseas nuevas y se fortalece el equilibrio en los huesos.

Caminar está también muy indicado
, puesto que a la vez que se realiza este deporte, también se aprovecha la vitamina D que surge del sol. Otro tratamiento efectivo es el que ofrecen en HHP: se trata de la llamada tecnología de andulación, un tratamiento único que combina tres técnicas naturales y no invasivas, como son las vibraciones específicas, el calor por infrarrojos y una ergonomía muy estudiada del paciente. Gracias a la andulación se consigue mejorar los síntomas de la osteoporosis y prevenir la enfermedad.

Para las personas que todavía son jóvenes, deben saber que estas medidas preventivas son realmente interesantes. Cuidarse desde jóvenes ayudará notablemente a que no aparezcan enfermedades como la osteoporosis en un futuro. Se trata de una patología que reduce el nivel de calidad de vida de muchas personas, puesto que conlleva a fuertes dolores e intervenciones quirúrgicas que son realmente desagradables. Así pues, cuidar la alimentación, practicar ejercicio físico y aprovecharse de las propiedades que tiene la luz solar, harán que combatir a la osteoporosis sea mucho más sencillo.

Comentarios

.