Fuerteventura.- Federación de Juego del Palo Canario reconoce la labor del programa 'No Olvides Lo Nuestro'



El Cabildo de Fuerteventura ha recibido el reconocimiento 'Distinción de Fomento y Promoción' de la Federación de Juego del Palo Canario (Fejupal), por su trabajo de difusión de este deporte que realiza con la base y en los núcleos de enseñanza y su labor ininterrumpida de promoción que realiza desde el año 2000 a través de su programa deportivo 'No Olvides Lo Nuestro'.

La entrega de las 'Distinciones Fejupal 2017' se desarrolló en el marco de la celebración de la vigésima edición del Encuentro Nacional de Juego de Palo Canario, que tuvo lugar en el Pabellón Deportivo del Campus Universitario de Tafira de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (Ulpgc) y estuvo dedicada este año al XX Aniversario de Fejupal.

Fuerteventura tuvo una amplia y destacada representación en este evento, a través de sus cuatro escuelas de palo canario: Puerto Cabras, Dunas de Corralejo, Huriamen de Villaverde y Sorinque de Gran Tarajal. Además, el Encuentro Nacional dio comienzo con la actuación de la agrupación folclórica 'Dunas de Corralejo'.

'No Olvides Lo Nuestro' colabora con Fejupal, a través de las escuelas de palo de Fuerteventura, en todos los actos que organizan ambas instituciones. El juego del palo canario está presente en las numerosas muestras, exhibiciones o talleres que organiza el programa deportivo del Cabildo. Los jugadores de las escuelas majoreras no se limitan a practicar el palo canario, sino que participan en otras disciplinas como salto del pastor, la pelotamano, la billarda, la pina, el levantamiento de arado, el calabazo y la tángana, entre otros.

El consejero de Deportes del Cabildo, Andrés Díaz, agradeció a Fejupal por esta distinción, "que revalida aún más si cabe un programa institucional ya arraigado en la sociedad majorera", y destacó además que "gracias a la labor y apoyo recibido por parte de las escuelas de palo, los juegos y deportes tradicionales se enseñan en los centros educativos de la Isla y no faltan en ningún acto social o encuentro deportivo".

Las Fiestas de Nuestra Señora del Rosario del año 1980 acogieron la fundación de las Escuelas del Juego del Palo Canario de Fuerteventura, en el marco de una exhibición que organizó el legendario maestro Tomás Déniz.
Las Escuelas de Palo Canario de Fuerteventura surgieron con un grupo de jóvenes de la Isla que cursaron sus estudios en la Universidad de La Laguna en los años 80, donde se interesaron por el juego del palo. Pioneros como Guillermo Martínez, presidente hoy en día de la Federación, Rafael Medina y Teresa León aprendieron la técnica del maestro Tomás Déniz.

Una vez en Fuerteventura, se les unieron otros muchos alumnos, siendo algunos de los primeros Agustín Martínez, Andrés Valerón o Ángel Miguel Perdomo 'Guille' (delegado insular).

Tomás Déniz quiso llevar la práctica del Juego del Palo a otras islas, por lo que se valió de estos estudiantes como vehículo de transmisión de su saber en Fuerteventura. Tras una estancia de aprendizaje técnico en la Isla en el verano de 1980, Déniz organizó una exhibición de Palo Canario en el Terrero de Lucha de Puerto Cabras, coincidiendo con las Fiestas del Rosario, que sirvió para dar a conocer esta práctica en la Isla y para fundar las Escuelas de Palo Canario de Corralejo y Puerto Cabras.

En el año 2000 aparecieron las Escuelas de Palo Canario de Gran Tarajal y Villaverde, coincidiendo con la creación desde el Cabildo de Fuerteventura del programa 'No Olvides Lo Nuestro'. Estas dos escuelas servirían para conformar junto a los clubes-escuela de Puerto Cabras y Corralejo las bases del juego del palo en Fuerteventura.

En estos casi 40 años, gracias al trabajo de la Delegación Insular y los cuatro clubes y escuelas de la Isla, ha sido posible, entre otros logros, rescatar el juego de la lata. Se trata de una modalidad del palo propia de Fuerteventura que practicaban los pastores según una tradición heredada de sus antepasados.



.