La Oliva notifica cese de excursiones de buggies y quads a las 5 empresas expedientadas,al comprobar que no cuentan con permisos




Urbanismo ha constatado que ninguna de las empresas cuenta con autorización del Cabildo para circular por espacios naturales, ni permiso de Costas, ni cumplen la normativa regional de Transportes, y únicamente dos de ellas cuentan con licencia de apertura de local para la venta de las excursiones y con permiso de Turismo del Gobierno de Canarias

La Oliva, a 30 de octubre de 2017. El Ayuntamiento de La Oliva ha notificado a las cinco empresas que venían realizando excursiones de buggies y quads en el municipio que deben cesar inmediatamente en el ejercicio de esta actividad. Una vez finalizado el expediente disciplinario abierto en materia de Aperturas y Actividades Clasificadas, y analizada la documentación aportada por las empresas, la Concejalía de Urbanismo ha decretado esta decisión tras valorar los informes de los servicios jurídicos municipales, los cuales han constatado que cuentan no con los permisos necesarios.

El Ayuntamiento de La Oliva recibió las alegaciones y la documentación presentada por los representantes legales de estas empresas dentro del plazo de quince días habilitado en el anterior decreto, el cual estableció una serie de medidas cautelares el pasado mes de agosto. A continuación, y dentro del plazo legal de tres meses para responder a los interesados, los servicios jurídicos del Ayuntamiento de La Oliva han determinado, con respecto a las empresas expedientadas, que:


  • Todas ellas carecen de las Autorizaciones de Transporte (incumplen Ley 13/2007 de Transportes de Canarias, Decreto 72/2012...)
  • Todas ellas carecen de autorización del Cabildo Insular para rutas por la Red Natura 2000 (Ley 42/2007 de la biodiversidad, Ley 4/2017 del Suelo y Espacios Protegidos de Canarias…)
  • Todas ellas carecen de autorización de Costas para transitar por Dominio Público Marítimo-Terrestre.
  • Todas ellas carecen de autorización del Gobierno de Canarias para pasar por caminos pecuarios.
  • Tres de ellas carecen de las autorizaciones de Turismo (ley 5/1995, de Turismo de Canarias).
  • Tres de ellas carecen de licencia de apertura de local para la comercialización de excursiones (Art. 62 de la Ley 7/2011 de Actividades Clasificadas y de Espectáculos Públicos de Canarias tipifica como infracción muy grave el ejercicio de cualquier actividad sin los títulos habilitantes correspondientes).
En consecuencia, y según estos informes, el órgano competente, la Concejalía Delegada de Urbanismo, resolvió el pasado viernes, según lo dispuesto en la Ley 7/2011 de Actividades Clasificadas: "la prohibición del desarrollo de las actividades que no disponen de los títulos habilitantes", comunicando a las empresas expedientadas que "cuando dispongan de los mismos (autorizaciones de Transporte, Turismo, Cabildo, Costas.. ) se entreguen en Ayuntamiento con el fin de tramitar el correspondiente expediente de aperturas y, previo informes técnico y jurídico, obtener la correspondiente licencia".

La concejala delegada del área de Urbanismo, Omaira Saavedra, ha explicado que esta decisión es ejecutiva por parte de la administración, la Policía Local está informada, y de no respetarse esta resolución podría incurrirse en un delito de desobediencia. Sin embargo, quiso aclarar que "en ningún momento se prohibido la actividad en sí misma, pues la ordenanza reguladora sigue su curso por otro lado. La medida es temporal y permanece vigente mientras las empresas expedientadas no aporten las autorizaciones pertinentes. Mientras tanto, continúa su trámite la ordenanza reguladora cuyo periodo de sugerencias abrirá estos días para que todos los interesados, empresarios y vecinos, nos trasladen sus aportaciones".

Destacó Saavedra que "tampoco existe la persecución que han argumentado los afectados, pues hablamos de cinco expedientes que figuran entre los más de cien que ha iniciado esta Concejalía desde que entramos a gobernar el pasado mes de mayo, un área que indudablemente necesitaba un nuevo impulso".

Se trata, sencillamente, añadió, "de cumplir con el deber que tiene este Ayuntamiento de controlar las actividades que se realizan en el municipio, asegurando que estas se desarrollen dentro de la legislación vigente. De no hacerlo, estaríamos incurriendo en dejación de funciones y en un agravio comparativo con todas las empresas turísticas que sí tienen los permisos y ejercen su actividad dentro de las normas".

El Ayuntamiento de La Oliva ha ejercido su potestad de control tras detectar que podría estar ejerciéndose esta actividad sin las correspondientes autorizaciones, obrando en los expedientes documentación como protestas vecinales formales por ruidos, polvo o actividades de taller, actas de denuncia de la Policía Local, o informes de Medio Ambiente del Cabildo, de los que resultaban indicios de posibles irregularidades.

 El concejal de Medio Ambiente, Oliver González, ha valorado que "este gobierno ha rescatado y continuado con estos expedientes ante la alarma ciudadana generada, y contando en todo momento con la Policía Local en el control de actividades que podrían ser dañinas y cuyo seguimiento se está llevando a cabo en aplicación de la normativa de sostenibilidad medioambiental".

Alternativas para un turismo sostenible

El alcalde de La Oliva, Isaí Blanco, ha valorado también la resolución de los mencionados expedientes, manifestando que "el actual gobierno en el Ayuntamiento no sólo tiene el deber de controlar las actividades que se desarrollan en nuestro municipio, sino también el compromiso de promover un uso sostenible del territorio, especialmente cuando hablamos de la principal actividad económica del municipio, el turismo".

“Humildemente opino que la no existencia de una regulación específica o el encontrarnos ante una actividad que se viene realizando hace tiempo son justificaciones suficientes para trabajar sin los permisos necesarios. El Ayuntamiento ha intervenido como es su obligación, tras constatarse que había empresas trabajando sin autorización en los espacios naturales, transitando sin permiso por la red de senderos, incumpliendo su obligación de ofrecer una visita con guías turísticos profesionales, transitando con vehículos sin Tarjeta de Transportes, ocasionando molestias a los vecinos, etc., etc… 

Lamentamos profundamente que haya trabajadores en este sector que puedan verse afectados, pero este Ayuntamiento no tiene otra opción que actuar de esta manera ante un incumplimiento tan notorio de las normas. Simplemente, no se puede permitir".
Sin embargo, añadió, "nada impide que estas empresas se reconviertan y comiencen a ofrecer un auténtico servicio de visita con menos vehículos y no tan agresivos, y sobre todo, basado en la interpretación y protección de los valores naturales del municipio". 

 En su opinión, "los turistas vienen a Fuerteventura por nuestro sol, nuestras playas y nuestros espacios naturales, y no por esta u otra excursión. Estos son servicios que se ofrecen una vez en destino".

Por lo tanto, con respecto a la oferta alternativa de servicios, "nuestro deber es asegurar que esta permita disfrutar de nuestros valores sin destruirlos, desde el conocimiento del territorio y con actividades sostenibles, enseñando la geología y los volcanes, dando a conocer nuestra cultura y nuestros productos locales, fomentando los valores de un mundo rural riquísimo en gastronomía o tradiciones como la pesca, la agricultura, la ganadería... Queremos luchar por mejorar la oferta complementaria, pero siempre desde la sostenibilidad y desde un alto nivel de exigencia", trasladó Blanco.

Coordinación y Sanciones

Siendo consciente de no contar con una regulación específica para este sector (lo que no exime a los interesados de cumplir con otras normativas insulares y autonómicas), el Ayuntamiento de La Oliva ha mantenido hasta el momento una actitud dialogante con las empresas, indicando por dónde podían circular y por dónde no, y sancionando únicamente en caso de incumplir requerimientos directos. No obstante, una vez culminados los expedientes disciplinarios y constatada la situación irregular de estas empresas, el Ayuntamiento de La Oliva adelanta que ejercerá su potestad sancionadora en caso de incumplimiento de los decretos notificados.

Esta misma semana está prevista una reunión convocada por el Cabildo con todos los ayuntamientos para abordar la creación de una ordenanza insular cuyo trámite ya ha comenzado, y establecer mecanismos de coordinación conjunta para hacer cumplir la situación actual de esta norma. 

Recordemos que el Cabildo de Fuerteventura ha establecido medidas cautelares prohibiendo este tipo de excursiones dentro de los espacios naturales protegidos, lo que en el municipio de La Oliva incluye la zona ZEPA entre Corralejo y Majanicho, la zona ZEC de El Cotillo, la Red de Senderos en su tramo de Las Calderas, el Paisaje Protegido de Vallebrón, los monumentos naturales del Volcán de La Arena y Tindaya, o los parques naturales de las Dunas de Corralejo e Islas de Lobos.

Share on Google Plus

About Sebastian Martin

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment